Europa recuerda el final del Telón de Acero

Europa celebra los 20 años de la caída del Muro de Berlín

El 9 de noviembre se cumplen 20 años desde que las autoridades de Alemania Oriental finalmente cedieron y permitieron a sus ciudadanos pasar libremente de Berlín Este a Berlín Oeste.

En 1989, tras un cierto escepticismo inicial ante las noticias, se multiplicaron las explosiones de júbilo en las calles, las largas colas para visitar el "otro lado" y no pocos emotivos reencuentros. Ese día culminaban los esfuerzos de los movimientos, muchos de ellos clandestinos, contrarios a los regímenes comunistas de Europa del Este.

La caída del Telón de Acero se conmemorará con actos culturales DeutschEnglishfrançaispolski en toda Europa. Con motivo del aniversario, se ha concedido a la ciudad de Berlín el Premio Príncipe de Asturias 2009 de la Concordia. En Madrid se ha levantado ante la embajada alemana una reproducción del Muro de tamaño natural y 270 m de longitud para rememorar lo que fue, y se celebran debates, exposiciones fotográficas y actos en diversas ciudades españolas.

El Muro de Berlín dividió la ciudad desde 1961.

Los primeros signos del cambio aparecieron ya en 1988, cuando, después de una serie de huelgas, el Gobierno polaco aceptó el diálogo con el movimiento Solidaridad. La disidencia se extendió pronto por el resto de Europa del Este.

En mayo de 1989 Hungría abrió sus fronteras con Austria, lo que supuso la primera grieta en el Telón de Acero. En agosto del mismo año, dos millones de personas de los tres países bálticos (Estonia, Letonia y Lituania) unieron sus manos para formar una cadena humana de 600 km entre sus capitales y llamar así la atención sobre su anhelo de independencia.

El 3 de octubre de 1990, las dos Alemanias se unificaron oficialmente y el antiguo territorio oriental se integró en la UE. Al caer otros regímenes comunistas y sustituirse por gobiernos libremente elegidos, empezaron a elaborarse planes para que pudieran reunir las condiciones necesarias para ingresar en la UE: unas instituciones democráticas estables, el Estado de Derecho, la protección de los derechos humanos y una economía de mercado que funcionara como tal.

Desde entonces, 10 antiguos países comunistas han alcanzado ya los requisitos. En 2004, Chequia, Polonia, Letonia, Lituania, Estonia, Hungría, Eslovaquia y Eslovenia pasaban a ser miembros de la UE y, en 2007, lo hacían Rumanía y Bulgaria.

Ahora los ciudadanos de la UE pueden viajar, trabajar y estudiar libremente en 27 países, las empresas cuentan con un mercado cada vez más integrado y Eslovaquia y Eslovenia incluso han adoptado el euro.

Todo esto ha contribuido a la paz y la estabilidad en Europa, que la UE se esfuerza por mantener.

 

Más sobre el Telón de Acero DeutschEnglishfrançaispolski

Historia de la UE

 

Fuente: Comisión Europea

 

Compartir: Facebook  Twitter  Delicious  Meneame  Bitacoras.com  Aragoneame  Google  Enviar por Email
Tags:
Sin etiquetar
Tags de Usuarios:
Sin etiquetar

Aragón Radio 2Aragón Radio

 

 

Contacto: [email protected]
Tel.:  876 256 500